Usted está aquí: Home Sociedad Murió en un accidente de tránsito el actor de la saga "Rápido y Furioso"

Murió en un accidente de tránsito el actor de la saga "Rápido y Furioso"

Paul Walker, recordado por sus actuaciones en "Nunca juegues con extraños" y en especial la saga "Rápidos y furiosos", murió a los 40 años a causa de un accidente automovilístico.

Paul William Walker IV, tal era su nombre completo, falleció cuando el Porsche Carrera en el que viajaba, manejado por un amigo en dirección a un evento de caridad organizado por la ONG Reach Out Worlwide, se estrelló contra un poste de luz y un árbol en Valencia, California.

En su juventud, el californiano, nacido en Glendale, alto, rubio y apuesto, era un amante del surf y las artes marciales, como el jiu jitsu brasileño y el muay thai kickboxing, y soñaba con ser biólogo marino.

En 2001, a poco del estreno de la primera entrega de “Rápidos y furiosos”, fue elegido por la revista People como una de las personalidades más sexys del año, una faceta que ratificó en las posteriores entregas de esta propuesta de acción.

Walker comenzó su carrera en la televisión a principios de la década del 80, en series como “Camino al cielo” y “Quién es el jefe?”, entre otras, y pasó al cine cuando tuvo una participación en el filme de horror “Un monstruo en el armario”.

Después de intervenir en una docena de producciones en su mayoría comedias o aventuras, tuvo su punto culminante en 2001 con aparición en “Rápidos y furiosos”, donde encarnó al oficial de policía encubierto Brian O`Connor, junto a Vin Diesel.

En 2006, y a las órdenes de Clint Eastwood fue el sargento Henry “Hank” Hansen en “La conquista del honor” y en 2010 protagonizó junto a Matt Dillon y Hayden Christensen en “El escuadrón del crimen”, cuando ya era un ídolo de la platea femenina.

En 2010 también hizo su primera aparición como anfitrión de “Expedition Great Whale”, para National Geographic Channel, para el año siguiente volver, esta vez con la quinta entrega de “Rápidos y furiosos”, en la que participaría en dos episodios más.

“Todos en los Universal Studios estamos con el corazón partido”, señaló en un comunicado la oficina de prensa de la empresa productora de “Rápidos y furiosos”, cuya séptima entrega, con Walker, se estrenará el 14 de julio de 2014 en los Estados Unidos.

Según la autoridades policiales que investigan lo ocurrido, el Porsche GT rojo modelo 2005 fue uno de los factores principales del choque que culminó con la muerte de quien estaba al volante y el actor, y los restos del vehículo envuelto en llamas.

El mismo en Twitter se definió como un "adrenaline junkie", es decir algo así como un adicto a la adrenalina, y parece que no sólo acostumbraba a hacerlo delante de las cámaras sino detrás, tal el desenlace trágico del sábado último.

Numerosas figuras del espectáculo de los Estados Unidos emitieron sus condolencias por las redes sociales, entre ellos el director Roland Emmerich y su colega Vin Diesel, en todos los casos sorprendidos por la noticia del accidente en la tarde del sábado.

"Hermano, te voy a echar mucho de menos. No tengo palabras para expresar mi dolor. El cielo se ganó un nuevo ángel. Descansa en paz", publicó Vin Diesel en Twitter al enterarse del trágico desenlace de su amigo.

El actor estaba al frente de una ONG de ayuda a víctimas de desastres naturales desde 2010, primero a las de Haití, más tarde las de la localidad de Constitución, en Chile, y ahora ocupado en recaudar fondos para los damnificados por el tifón Hyans, en Filipinas.

 

BarilocheOpina.com
Por consultas o sugerencias, contactate con nosotros. Envianos un Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

Suscribite