Seguinos en las redes sociales!
La Presidenta, aseguró que no se dejará abatir por los insultos que recibió cuando se inauguró el Mundial y remarcó que durante su vida enfrentó "situaciones que llegaron al límite físico", cuando fue secuestrada por la dictadura.
Rousseff : "No voy a dejarme perturbar por abucheos"
14/06/2014

Rousseff : "No voy a dejarme perturbar por abucheos"

Este viernes, en el segundo día de la Copa del mundo, y tras una jornada donde hubo protestas aisladas pero que terminaron con represión policial, 80 detenidos y tres periodistas heridos, la mandataria dijo que no se dejará perturbar por agresiones como las que recibió ayer en la ceremonia de apertura del evento en el estadio Arena Corinthians cuando fue abucheada al menos cuatro veces, especialmente cuando su imagen era transmitida por las pantallas.

"En mi vida enfrenté situaciones que llegaron al límite físico y nada me desvió del camino", dijo Rousseff al recordar cuando fue prisionera y torturada por la dictadura militar.

Al pronunciarse hoy en el acto de presentación del nuevo sistema de ómnibus de Brasilia y a pocos días del inicio de la campaña para las próximas elecciones presidenciales, la mandataria se refirió a las agresiones de ayer y minimizó lo sucedido.

Rousseff lidera las encuestas de intención de voto para las elecciones del próximo 5 de octubre pese a que su candidatura a otro mandato no fue anunciada oficialmente, algo que es dado como un hecho por el oficialista Partido de los Trabajadores (PT).

Ayer, durante la ceremonia Rousseff recibió no sólo abucheos sino insultos groseros gritados a coro por parte de asistentes al primer partido del Mundial y la situación fue reflejada por los medios comunicación del mundo, citaron las agencias EFE y Brasil247.

"No me voy a dejar atemorizar por insultos que ni siquiera pueden ser escuchados por niños y por las familias", dijo y agregó:

"En mi vida enfrenté situaciones que llegaron al límite físico. soporté no agresiones verbales, sino agresiones físicas y nada me sacó de mi rumbo, nada me apartó de mis compromisos ni del camino que tracé para mí misma. No serán los insultos los que lograrán intimidarme o atemorizarme, no me dejaré abatir por eso".

Pese a que no atribuyó los insultos a ningún sector específico, la Presidenta afirmó que el pueblo brasileño no piensa ni actúa de esa forma y ni comparte lo expresado por los insultos que recibió.

"El pueblo brasileño es civilizado y muy generoso y educado. Pueden contar que no me debilitaron. Pueden decirlo", agregó Rousseff, que, pese a que su intención de voto ha caído en las últimas encuestas, aún es la favorita para las elecciones.

Tras los incidentes de ayer que terminaron con manifestantes heridos a horas del inicio del Mundial, la organización Amnistía Internacional (AI) y la Defensoría Pública de San Pablo condenaron la violencia policial con que fueron reprimidos los manifestantes.

"Le sacamos `tarjeta amarilla` a la policía militarizada de San Pablo", dijo el director de AI de Brasil, Átila Roque.

"Las autoridades brasileñas deben investigar sin demora, porque se usó la fuerza excesiva contra manifestantes pacíficos y debe llevar a los responsables a la Justicia", agregó.

En esa línea, el defensor público Pedro Estabile, quien acompañó la manifestación realizada en la estación Carrao, a 12 kilómetros del estadio en el que Brasil y Croacia disputaron el partido de apertura dijo que la acción policial fue "inaceptable".

"Lo vi todo desde el principio. No hay argumentos. La Policía Militarizada lanzó bombas contra un grupo de jóvenes que se manifestaban pacíficamente", dijo Stabile en declaraciones que toma el diario O Estado de Sao Paulo.

En su edición de hoy, el diario publicó una imagen en la que se ve a un joven inmovilizado por tres agentes, mientras un cuarto policía le arroja gas pimienta dentro de un ojo.
También Río de Janeiro, sede de la final del Mundial el 13 de julio, fue escenario de violentas manifestaciones.

Unos 1.000 activistas se concentraron en la capital fluminense y marcharon hacia la región de Lapa, donde se enfrentaron a la policía, que también reprimió con gas pimienta y balas de goma.

También la playa de Copacabana fue punto de concentración para unos 400 activistas, quienes hincharon por la selección adversaria de Brasil en el debut, Croacia, y arrancaron banderas brasileñas que adornaban comercios de la región, citó DPA.

Por otro lado, en la ciudad de Natal, hoy sede del partido que enfrentó a México y Camerún por la primera jornada del torneo, amaneció parcialmente paralizada por una huelga de conductores y cobradores de ómnibus, informó la alcaldía.

La huelga se inició ayer y los empleados determinaron mantenerla hoy, si bien el municipio determinó servicios mínimos del 70 por ciento en hora pico y del 50 por ciento fuera de ese horario.

La incidencia del paro también estará mermada por la decisión de la alcaldía de declarar festivos en la ciudad los días de partido y porque el municipio autorizó "con carácter de emergencia" que diferentes vehículos, como taxis, micros de transporte escolar o intermunicipales y furgonetas, atiendan a los pasajeros, consignó la agencia Ansa.

Dejar un comentario