Seguinos en las redes sociales!
Desde la Multisectorial contra la Represión y la Impunidad de Bariloche denunciaron que "la Policía de Río Negro, con el amparo del Poder Judicial de la Circunscripción III eligieron, una vez más, a una de las familias de las víctimas de la masacre de El Alto para ejercer el poder real de la violencia y la arbitrariedad". Lo hicieron a partir de los hechos producidos el último sábado en el que detuvieron a Luis Curaqueo, tío de Nicolás Carrasco, uno de los jóvenes asesinados el 17 de junio de 2010.  A través de un comunicado se solidarizaron expresaron su acompañamiento a las víctimas y sus familiares.
Multisectorial denuncia "ensañamiento" contra la familia de una de las víctimas de Junio de 2010
29/06/2014

Multisectorial denuncia "ensañamiento" contra la familia de una de las víctimas de Junio de 2010

Desde la organización destacaron que a sólo 11 días de haberse cumplido 4 años de la llamada "masacre de El Alto, la policía hizo una demostración del poder acumulado a la sombra de la impunidad y con la cobertura institucional del gobierno provincial". "Los barrios de la jurisdicción de la comisaría 28 siguen cautivos de estas prácticas de persecución y violencia ilegales", dijeron.

"Cuando todavía estamos esperando manifestaciones políticas públicas que insten a la investigación por parte del poder judicial sobre los hechos del 17 de junio de 2010, las violaciones a los derechos humanos se reanudaron contra los vecinos de los barrios populares, afectando la vida cotidiana, la seguridad de los vecinos y victimizando nuevamente a los mismos protagonistas".

"Será imposible construir una sociedad igualitaria en esta ciudad mientras los palos y las balas valgan más que la vida y la salud. No nos sorprende esta práctica policial, aunque sí nos preocupa el silencio cómplice de la dirigencia política", manifestaron.

Desde la Multisectorial denunciaron además que los efectivos policiales actuaron "sin orden judicial" y detuvieron a Curaqueo sin causa que lo justifique, ya que hasta el momento sólo es "por averiguación de antecedentes". "No exhibieron autorización del fiscal y/o juez antes de iniciar el procedimiento, por lo que fue ilegal tanto el allanamiento como la detención del muchacho", expresaron.

Exigieron que los organismos democráticos de gobierno "dejen de ser espectadores pasivos ante estas prácticas sistemáticas de violación de derechos y desconocimiento de la ley por parte de las fuerzas policiales, cumpliendo las funciones que correspondan como autoridades del gobierno responsables de velar por la integridad y bienestar de la población y de intervenir cuando ésta se vea amenazada".

"La detención forzada de personas es una práctica absolutamente inaceptable en las fuerzas policiales actuando en un estado de derecho; es una práctica de la dictadura militar. ¿Esta es la policía de un sistema democrático? ¿Cuál es la política de seguridad dictada por este gobierno por la que actúa así la policía?", se preguntaron.

"De nada sirven los comunicados de prensa de ocasión de las secretarías y/o organismos de los derechos humanos, que dice tener a disposición del pueblo este gobierno, si no tienen intervención política efectiva ante estas violaciones a los derechos humanos." 

Finalmente, exigieron que los organismos democráticos de gobierno "dejen de ser espectadores pasivos ante estas prácticas sistemáticas de violación de derechos y desconocimiento de la ley por parte de las fuerzas policiales, cumpliendo las funciones que correspondan como autoridades del gobierno responsables de velar por la integridad y bienestar de la población y de intervenir cuando ésta se vea amenazada". (BO)

Dejar un comentario