viernes 21 de enero de 2022
9.9ºc Bariloche

SALUD

Cómo evitamos lesiones en la salud de nuestra piel provocadas por el sol

Cómo evitamos lesiones en la salud de nuestra piel provocadas por el sol
lunes 29 de noviembre de 2021

La semana pasada, mientras reflexionábamos acerca del autocuidado para evitar el golpe de calor
(https://www.barilocheopina.com/noticias/2021/11/06/56151-del-autocuidado-para-evitar-el-golpe-de-calor), nos dimos el tiempo para identificar en nuestras vidas consecuencias, o los efectos, de exponernos sin adoptar medidas de cuidado al sol.

Esta semana comenzamos a reflexionar en la importancia de asumir hábitos de autocuidado a la hora de disfrutar del aire libre, la exposición de nuestra piel al sol .

¿Qué UVA debemos evitar?

Los “UVAS” que provienen del sol son propios a su naturaleza como tal. UVA es la abreviatura de Ultra Violeta A. El sol emite radiación en forma de luz y calor. Esta luz y calor es necesaria para el desarrollo de la vida por cuanto al interactuar con los seres vivos les permite desarrollar funciones celulares que propenden al desarrollo de la vida como la producción de clorofila en las plantas, y de vitamina D en nosotros.

Al comienzo del párrafo las nombre UVA como una forma de radiación ultravioleta emitida por el sol.

Si bien hay otras formas de radiación ultravioleta, como las UVb y UVc, hoy vamos a centrarnos en la UVa y UVb porque son las que más afectan a la salud del órgano mas visible, pesado y grande de nuestro cuerpo: la piel. Los rayos Uvc, son absorbidos por la capa de Ozono. Veamos la siguiente imagen (fuente clic aquí : 1)

La imagen nos muestra dónde son absorbidos y cómo interactúan los distintos tipos de radiaciones en nuestra piel.

Los Uvc son absorbidos por un escudo natural que es parte de la atmósfera conocida como Capa de Ozono, por lo cual no interactúan con nuestra piel. En cambio los Uva y Uvc sí lo hacen y a niveles diferentes provocando distintos
efectos.

A continuación les comparto un cuadro comparativo para identificar los efectos de cada UV. Fuente: (2)

¿Que nos sucede en la piel durante la interacción con las UV A y B?

Del cuadro comparativo que acabamos de leer se desprende que los rayos UVA envejecen las células de la piel y pueden dañar el ADN de estas mismas células. Por lo general, este tipo de rayos está asociado al daño a largo plazo.

Es decir, son los culpables de las arrugas, aunque también se considera que desempeñan un papel en algunos tipos de cáncer. Para que te des una idea, las camas bronceadoras emiten grandes cantidades de rayos UVA.

Los rayos UVB contienen un poco más de energía que los primeros y pueden dañar directamente al ADN de las células de la piel. Estos rayos son los que causan las quemaduras de sol. Y se cree que son los que causan la mayoría
de los cánceres de piel.

Los rayos UVc, son los buenos de la película en este caso.

¿Cómo evitamos lesiones en la salud de nuestra piel?

Evitá la exposición entre las 10 de la mañana y las 4 de la tarde, buscá preferentemente la sombra y permanecé en espacios ventilados.

Usá protector solar con factor de 30 o más, renovalo cada 2 horas y después de salir del agua. Los bebés menores de 1 año no deben recibir el sol directo. Desde los 6 meses en adelante deben usar protector solar (FPS 50 o mayor), renovado cada 2 horas y al salir del agua

Si vas a realizar actividad física, hacelo en las horas de menos calor, usá ropa holgada, liviana y de colores claros.

Cubrite la cabeza con un gorro o un pañuelo. Llevá siempre una botella de agua para mantenerte hidratado. No esperes a tener sed. Tomá abundante agua antes, durante y después del ejercicio.

Hay grupos que potencialmente pueden resultar más afectados: las mujeres embarazadas, los bebés y niños pequeños; las personas mayores de 65 años; y quienes padecen enfermedades crónicas como, por ejemplo, afecciones respiratorias o cardíacas, hipertensión arterial, obesidad y/o diabetes.

Para mas información hace clic aquí 3

Disfrutemos de la vida al aire libre con los autocuidados adecuados para poder, también, cuidar a otros. Teléfono de contacto para cualquier eventualidad de salud 294 432 3614. Las 24hs los 365 días del año. Cordialmente, Franco.

Mini Bio: Mi nombre es Franco Dalle Luche , soy Licenciado en Enfermeria (matrícula provincial n°8454) por la Universidad Nacional de Lanús, Docente en Biologí , Física y Psicología Social y Técnico Radiólogo.

Vivo en Dina Huapi y mi teléfono de contacto es el 294 4323614.

Dirigo una empresa de salud domiciliaria llamada JOPE cuidados en casa y especializada en la atención de la salud domiciliara propiciando el sostenimiento y restablecimiento del estado de bienestar de las personas.

¿Qué te genera esta noticia?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me indigna 0%
Me da tristeza 0%
Te puede interesar
Últimas noticias